Las personas mayores habitualmente no pueden realizar las mismas tareas que realizaban antes, o el esfuerzo que les supone es muy grande y les cansa excesivamente. A estas edades, las personas buscan sentirse útiles y que aún son capaces de hacer muchas cosas, pero también es cierto que son más propensas a sufrir lesiones en sus articulaciones. Por esta razón, el servicio doméstico para personas mayores aporta mucho a su calidad de vida.

 

Contratar servicio doméstico para personas mayores

 

Habitualmente, los servicios para personas mayores que no tienen necesidades especiales, son desarrollados por una misma persona. Este cuidador o cuidadora se puede encargar de la elaboración de comidas, limpieza, realización de recados y acompañamiento.

En el caso de que la persona mayor tenga un grado de dependencia mayor, también se pueden realizar otras tareas como el aseo e higiene, control de la medicación, vestir a la persona, incluso la realización de actividades para mejora de la memoria.

En Depencare nos encargamos de seleccionar cuidadoras para personas mayores, verificando títulos y su experiencia, comprobando referencias. Además, realizamos una entrevista muy rigurosa a las candidatas, de forma que nos aseguramos de encontrar el encaje ideal con la persona a atender.

 

¿Con qué tareas pueden necesitar ayuda las personas mayores?

 

Como hemos mencionado, las personas mayores pueden cansarse más rápido en la realización de diferentes tareas, y un poco de ayuda en ellas puede serles de mucha utilidad, aumentando enormemente su calidad de vida y dándoles más tiempo y energía para lo que más les interese.

 

Limpieza

La limpieza del hogar proporciona una gran calidad de vida y bienestar a la persona, pero los adultos mayores pueden tener menos fuerza o tener menos movilidad, lo que les puede provocar más lesiones en la limpieza de superficies altas o en suelos que puedan resbalar.

 

Elaboración de comidas

Hay personas mayores que no saben cocinar o por cualquier circunstancia no pueden hacerlo y contar con alguien que les cocine es fundamental para una correcta alimentación. En Depencare no solamente buscamos perfiles que sepan cocinar, sino que además puedan elaborar platos tradicionales españoles, para que la persona a atender se alimente como siempre lo ha hecho.

 

Compras y recados

Aunque la compra del supermercado por Internet es cada vez más frecuente, las personas mayores no están acostumbradas a usar este tipo de canales, por lo que poder contar con una persona que realice compres en el supermercado o la farmacia, así como recados puntuales, puede ser de gran ayuda y ahorrar mucho tiempo y energía a nuestros mayores.

 

Acompañamiento y paseos

A veces, simplemente poder contar con la compañía de otra persona con la que realizar diferentes actividades, pasear o hablar puede ser de gran ayuda. Sobre todo, en el caso de aquellas personas mayores que se encuentran solas, ya que la soledad puede ser perjudicial a nivel mental y anímico para todo el mundo, pero para las personas mayores especialmente.

 

¿Qué necesidades especiales pueden atender las cuidadoras de personas mayores?

 

En el caso de aquellas personas mayores que han perdido autonomía, las cuidadoras pueden proporcionar otros servicios que pueden ser de gran utilidad. En ocasiones estas tareas pueden ser llevadas a cabo por un familiar, pero si no puede ser así, las cuidadoras con las que trabajamos en Depencare tienen experiencia y están preparadas para el cuidado y la atención de las personas mayores.

 

Control y seguimiento de la medicación

Muchas personas mayores tienen dificultades para seguir su medicación, ya sea por olvido o por falta de interés. Una cuidadora se asegura del seguimiento de la medicación para mantener y mejorar la calidad de vida de la persona a atender.

 

Administración de medicamentos

En el caso de que lo necesiten, contamos con cuidadoras preparadas para la administración de medicamentos por vías especiales, así como en el manejo de sondas, administración de insulina, etc.

 

Aseo e higiene

Cuando la persona mayor pierde mucha autonomía, puede necesitar ayuda para mantener su aseo e higiene personal. En esos casos, requerirá de alguien que le ayude a ducharse, bañarse, vestirse, desvestirse, etc.

 

Movilizaciones

Si la persona a atender tiene movilidad reducida, puede necesitar ayuda para salir de la cama, acostarse en ella, etc. Una persona que le ayude en esta tarea puede ser de gran ayuda,

 

Actividades de estimulación cognitiva

Además de la compañía y conversar, la realización de diferentes actividades como pueden ser la realización de puzles, paseos, juegos, etc. pueden ser de gran ayuda para el mantenimiento de las capacidades cognitivas de la persona a atender. 

 

 

¿Cómo encontrar servicio doméstico para personas mayores?

 

Existen muchas empresas de servicio doméstico para personas mayores y también por medio de anuncios puedes encontrar personas que se dedican a este tipo de trabajos.

En Depencare realizamos la selección de personas que se dedican al cuidado de personas mayores, realizando las tareas que necesiten. Trabajar con nosotros tiene muchas ventajas:

  • Nos ocupamos de la selección, realizando rigurosas entrevistas y revisando referencias.
  • Ofrecemos una garantía de sustitución de cuidadoras cuando el cliente lo necesite: bajas por enfermedad, vacaciones o simplemente que se quiera un cambio.
  • Nos encargamos de todo el papeleo. Realizamos todos los trámites: alta en la seguridad social, nómina, contrato, etc.
  • Realizamos un seguimiento constante del servicio para asegurarnos de que todo va bien.
  • Ofrecemos asesoría gratuita en todo lo relacionado con dependencia: ayudas, centros a los que acudir, asociaciones, material de ortopedia, etc.

Además, si quieres confiarnos el cuidado de tus mayores, te podemos realizar un presupuesto personalizado gratuito en base a tus necesidades.

 

¿Qué debo tener en cuenta para escoger una empleada con experiencia en el cuidado de personas mayores y dependientes?

 

Como no existe una titulación oficial para el cuidado de personas mayores y dependientes, puede ser un poco complejo encontrar una persona adecuada para realizar este trabajo. Sin embargo, existen diferentes titulaciones y cursos en el cuidado de personas mayores que nos pueden servir de referencia.

De todas formas, para la realización de este trabajo son muy importantes dos cosas: la experiencia, para asegurarnos de que sabe realizar el trabajo y enfrentarse a las diferentes situaciones que se pueden dar, y la confianza, ya que el cuidado se realiza a domicilio.

Es importante conocer la experiencia de la otra persona y a ser posible poder contactar con las personas para las que ha trabajado para así conocer de primera mano la opinión de otra persona para la que ha trabajado.

Además, en caso de que la persona deba desarrollar algunas tareas especiales, debemos asegurarnos de que sea capaz de realizarlas. Por ejemplo, si debe realizar movilizaciones, que tenga suficiente fuerza para ello.

Por último, si la persona que va a atender necesita compañía, es bueno que el carácter y personalidad de la persona encaje con el de la persona mayor.

 

¿Por qué es importante el servicio doméstico para las personas mayores?

 

El servicio doméstico es una necesidad para muchas personas mayores y les permite tener una mayor calidad de vida, además de seguir haciendo vida en su hogar, sin necesidad de tener que acudir a ningún otro sitio. El hecho de permanecer en su casa evita generar estrés por cambios de residencia, además de mantener su entorno habitual, ambas cosas positivas para el mantenimiento de las capacidades cognitivas de la persona a atender.

Además, como hemos mencionado anteriormente, el hecho de contar con una persona que le ayude en diferentes tareas permite que sea menos probable que se produzcan algunas lesiones habituales en las personas mayores.

 

La importancia de la autonomía en las personas mayores

 

A pesar de contar con una persona que les ayude y apoye en lo que sea necesario, para las personas mayores es importante mantener en lo posible su autonomía para que se sigan sintiendo lo más útiles e independientes posible.

Por eso, la persona encargada del cuidado debe permitir que la persona atendida siga llevando a cabo aquellas tareas que puede realizar sin excesivo esfuerzo, o incluso le puede ayudar en algunas tareas sencillas en la cocina o el orden de la casa.

Realizar este tipo de actividades ayudará a que la persona mayor se siga sintiendo útil y mejorará su bienestar general.

Acepto la política de privacidad.

Compartir

Esta página utiliza cookies para una mejor experiencia de usuario. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar